Share

Las precipitaciones ya habían hecho suspender a las categorías menores, ayer. Hoy, para Primera y Segunda División, pasó exactamente lo mismo. El agua en las canchas jugó una mala pasada y se tuvo que posponer la tercera fecha del torneo apertura.

La Liga departamental de Fútbol San Martín ha decidido que no se juegue al fútbol por la cantidad de agua que tenían algunas canchas.

Ya habíamos anunciado la posibilidad de suspender y postergar los partidos para no arriesgar la integridad física de los jugadores, y también para darle una mano a  los cancheros, ya  que muchos terrenos de juego, juntan agua luego de meses de sequía.

La fecha será reprogramada para el fin de semana que viene si no ocurren  inconvenientes.

Ahora a disfrutar del domingo lluvioso, sin fútbol de la departamental.

Share